<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d19486965\x26blogName\x3dPaladeando+esencias\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dTAN\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/\x26vt\x3d9219698896640041428', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script> <!-- START: PDF Online Script --> <script type="text/javascript"> var authorId = "E2CB4839-2DCC-4AA3-B4EC-CACC80A65E8A"; var pageOrientation = "0"; var topMargin = "0.5"; var bottomMargin = "0.5"; var leftMargin = "0.5"; var rightMargin = "0.5"; </script> <script type="text/javascript" src="http://web2.pdfonline.com/pdfonline/pdfonline.js"> </script> <!-- END: PDF Online Script -->

viernes, marzo 31, 2006

TEOREMA DEL BUS

Las numerosas filas de asientos vacíos que componen las gradas de un autobús constituyen un reducido sistema físico a escala que reproduce fielmente comportamientos entrópicos tan típicos y tan tópicos como son las transiciones asociadas al binomio orden-caos que preside los ciclos naturales del universo.

Inicialmente, todos los asientos permanecen vacíos.Los pasajeros van accediendo silenciosamente al graderío y van ocupando su sitio.A medida que se reduce el número de asientos libres, los nuevos viajeros efectúan una labor de selección a fin de encontrar el mejor asiento posible, en función de afinidades personales, dimensiones corporales, cercanía a la puerta de salida, ausencia de molestas conversaciones o excentricidades particulares.

Los huecos restantes se van reduciendo paulatinamente hasta que el último pasajero se arrellana plácidamente, es un decir, en su asiento, momento en el que se alcanza la ordenación completa del sistema.Haciendo honor a su efímera naturaleza, ese estado de complexión apenas consigue mantener su status hasta que el bus se detiene en la terminal y, por arte de magia, se desalojan los asientos volviendo el sistema a su posición inicial.La desordenación, el caos.

Tal proceso se reitera periódicamente, varias veces cada día, poniendo de manifiesto ese supremo azar que gobierna el universo.Eminentes científicos han demostrado que el caos es el estado natural del universo.Un autobús y las sufridas personas que hollan habitualmente sus asientos también responden solidariamente a esta inmanente ley natural.Con todo, el ser humano dispone de la capacidad para tomar decisiones a su libre albedrío, incluso para determinar cual es el asiento que mejor se adecúa a sus preferencias.

Saludos.

Etiquetas:

jueves, marzo 30, 2006

ARRECIFE CORALINO

La desbordante belleza que brindan las variadas formas de vida de los fondos marinos han sido divulgadas ampliamente por eminentes estudiosos y exploradores de la fauna marina como el incombustible Jacques Yves Cousteau.Mediante unas preciosas imágenes, varias generaciones hemos descubierto la excelsa riqueza que albergan los arrecifes coralinos, esos frágiles ecosistemas marinos a cuya progresiva reducción estamos asistiendo.

El arrecife se desarrolla dentro de la zona pelágica oceánica, la plataforma continental, en aguas superficiales que permiten a los diversos organismos que las habitan extraer el máximo provecho de la abundante radiación solar vital para la función de la fotosíntesis vegetal.
Partiendo de una base alimentaria vegetal se engarza toda una cadena trófica que se desliza desde microscópicos microorganismos hasta los depredadores del arrecife pasando por toda una extensa gama zoológica de crustáceos, moluscos, artrópodos, equinodermos, anélidos y peces que figuran en la cima de la pirámide.

Pero el alma del arrecife, el verdadero esqueleto sobre el que se levanta ese armazón animado que cobija tanta pluralidad es el vistoso coral.Perteneciente al orden de los cnidarios, el coral es un animal que se asocia en densas colonias de individuos dotados de un sólido caparazón calizo.La extensión y crecimiento del macizo recubrimiento genera el arrecife, creando ficticios castillos submarinos sobre los cuales medran multitud de especies al amparo de su firme y rocosa envoltura.

La superviviencia del coral se circunscribe esencialmente a su particular relación simbiótica con ciertas especies de algas marinas que generan los nutrientes precisos y metabolizan los desechos liberados por el coral.Por ello, los corales se desarrollan en ambientes cálidos cercanos a la superficie, donde la exposición solar posibilita la realización de la función clorofílica a sus distinguidos huéspedes.Es en el radio de acción de las aguas tropicales terrestres en el que se halla la mayor concentración de arrecifes.

Los devastadores efectos combinados causados por el efecto invernadero, el calentamiento global y el crecimiento del agujero de ozono en la atmósfera están provocando un perjudicial aumento de las temperaturas de la superficie oceánica que trastorna irremisiblemente el delicado ecosistema del arrecife coralino.Ese mínimo incremento térmico desencadena la muerte de las preciadas algas simbióticas, que a su vez implica una lenta agonía para los corales.Una vez derribada la base que sustenta la pirámide, ésta se derrumba solidariamente, convirtiendo lo que era un fértil vergel en un trasunto de desierto acuático.

Una vez más, el ser humano se convierte en el principal agente modificador del entorno y como casi siempre, los daños causados son irreversibles.Una tenaz labor de siglos destruida en apenas decenios por mor de la mano del hombre.Siempre he abominado de agoreros y profetas, por eso deseo pensar que seguirá habiendo arrecifes coralinos en algún remoto punto del planeta.El arrecife es un indicador fiable de la salud global de nuestro amado planeta.Si quedan arrecifes, todavía goza de buena salud, pese a los achaques.Pero...¿hasta cuándo?.

Saludos.

Etiquetas: , , ,

miércoles, marzo 29, 2006

LÁBARO

Esta sugerente palabra nos traslada a pretéritas épocas de supremacía romana sobre el orbe conocido, cuando las águilas romanas se paseaban victoriosas por numerosos campos de batalla, ondeando al viento sus orgullosos lábaros con la archiconocida leyenda inscrita SPQR, Senatus Populus-Que Romanus, mostrando a esos desharrapados bárbaros la fuerza y el irresistible impulso de la civilización romana.

Indaguemos un tanto acerca del origen del estandarte imperial romano por excelencia, el lábaro.Resulta que en tiempos del emperador Octavio Augusto hubo un aguerrido, montaraz y heroico pueblo allende las escarpadas montañas que bordean la meseta castellana por el norte, que osó oponerse al incontenible avance de las legiones.Los cántabros eran unos seres indómitos, valerosos hasta el desapego por la vida, orgullosos de sus tradiciones y reacios a la dominación extranjera.

Parece ser que los cántabros trajeron en jaque a la poderosa maquinaria bélica romana durante la friolera de 10 años, incluso el emperador Augusto sufrió los rigores del húmedo clima y del indesmayable hostigamiento enemigo, usando tácticas de guerrilla que causaron esporádicas catástrofes al ejercito imperial.A pesar del arrojo demostrado por los intrépidos cántabros, la apisonadora romana impuso su ley, a sangre y fuego, sobre el territorio norteño, sepultando definitivamente la autonomía cántabra.

Tal vez por la lacerante victoria cosechada, tan costosa para Roma, y en reconocimiento al valor demostrado por su inasequible al desaliento oposición al sometimiento, el ejército romano asimiló el típico estandarte cántabro, un pendón de tela de color púrpura adornado con una esvástica circular bordada, empleado por los guerreros cántabros para comunicar señales durante una refriega, como parte integrante de la impedimenta de las legiones, cuyo portador ostentaba honoríficamente el título de cantabrarii.

La historia parece que la han escrito los vencedores.En este caso, no sólo la redactaron sino que se llevaron el estandarte.Más adelante, otros vinieron que se lo quitaron.Así es la historia.Como la vida misma.

Saludos.

Etiquetas: ,

NOHEDA

Para un elevadísimo porcentaje de la población mundial tal palabra no despertará ningún tipo de emoción en base a un profundo desconocimiento del endémico topónimo, relacionado seguramente con el árbol de la nuez, la noguera, empleado para designar un exigüo villorrio amenazado por la despoblación localizado en la norteña comarca conquense de la Alcarria.

Además de la peculiar ortografía del vocablo, con esa h intercalada tan poco frecuente en la lengua española, Noheda ha saltado a la palestra de los medios de comunicación merced al sorprendente hallazgo arqueológico que ha permitido a los escasos lugareños concebir esperanzas de prometedoras expectativas enfocadas en la reactivación del depauperado desarrollo rural.

Se trata de un espléndido mosaico de época tardorromana, concretamente datable en el siglo IV o comienzos del V, que, despues de los primeros bosquejos preliminares, pasa por ser la mayor superficie musivaria figurada hispánica.Se estima que el área decorada comprende hasta 80 metros cuadrados teselados que delinean salaces escenas de índole mitológica presididas por un desenfadado cortejo dionisíaco en honor de un festejado Baco acompañado por una cohorte de músicos, ménades y sátiros portando antorchas.

Oorganismos institucionales estudian la posibilidad de crear un parque arqueológico in situ para preservar la conservación del valioso hallazgo y posibilitar el acceso al gran público a una maravilla de tal calibre.No puedo dejar de sentir la ilusión que se desprende de tales iniciativas, más allá del interés crematístico por la mera admiración de la magnífica obra de arte que supone este mosaico.Me unen lazos de proximidad, de afinidad, de paisanaje que pertenecen al ámbito sentimental del ser humano.Y sería para mí una excelente noticia que el proyectado parque se convirtiera en una realidad palpable.La Alcarria precisa de este tipo de alicientes para detener la imparable sangría de la emigración y el abandono de nuestros pueblos.Ojalá que llueva café en la Alcarria.

Saludos.

Etiquetas: , ,

martes, marzo 28, 2006

SEMÁFOROS

Todos los ciudadanos, tanto en su versión conductora como peatonal, conocemos el mecanismo que rige el correcto funcionamiento de un semáforo de tráfico.Viene a realizar una labor directora del volumen circulatorio automovilístico por las vías públicas, asignando tiempos de paso adecuados a vehiculos y peatones.

Existe una acepción semaforil usada con profusión dentro de los ambientes informáticos que se emplea para designar un sistema de acceso a recursos compartidos basado en técnicas de señalización.En un sistema computacional, como en la vida misma, el número de posibles usuarios de un recurso supera ampliamente los recursos o facilidades disponibles.Ante una probable avalancha de solicitudes de uso del recurso, se debe determinar un modo racional de acceso compartido al mismo, de forma que en algún momento todos y cada uno de los consumidores pueda realizar sus operaciones.Esta peculiar filosofía de uso se podría resumir en espera, usa y vete.

La cotidianeidad diaria ofrece numerosas muestras de plausibles secciones críticas de uso compartido, la surtida estantería de un supermercado, el carril izquierdo de una atestada autovía, un kiosco de prensa, el solicitado cuarto de baño familiar...En estas situaciones, no habiendo semáforos físicos que dicten las pautas a seguir, se impone un cierto libertinaje teñido inevitablemente de la idiosincrasia del usuario.

Mirando hacia lo alto de la escalera, me pregunto si no se debería imponer una lógica similar a la prestada por un semáforo para marcar una razonable ocupación de altas instituciones políticas de máxima responsabilidad.Estoy seguro de que se incrementaría exponencialmente el número de candidatos a ejercer tales cargos.Quizás ésa sea la razón que se puede aducir para soslayar la cuestión.Por cierto, ¿alguien conoce de la existencia de semáforos en la Moncloa?.

Saludos.

Etiquetas:

lunes, marzo 27, 2006

ALEGRÍA PRIMAVERAL

Tras los rigores invernales se presenta esplendorosa la estación de la alegría desbordante, del despertar de la durmiente hibernación de animales y plantas que exhiben sus exultantes galas primaverales plenas de vitalidad y colorido, de la reanimación del entorno natural engalanado adecuadamente para la ocasión.El gélido cielo gris plomizo se abre dando paso al cálido abrazo solar, una flamante aparición que es saludada por los alegres trinos de los renacidos pajarillos, una resplandeciente explosión floral y el final de un tozudo y dilatado resfriado.

Aunque como todo en esta vida, nada es verdad ni es mentira, todo depende del cristal con que se mira.Si intercambiamos un par de letras y prescindimos de la tilde de la palabra que encabeza este post, se puede encontrar otro rasgo inherente a la estación.Se podría hablar de hipersensibilidad estacional, una reacción desmesurada del cuerpo humano a la invasora corriente renovadora que se manifiesta mediante ostentosas demostraciones de júbilo en vías nasales, bucales y oculares, amén de la comezón provocada por ciertas erupciones dérmicas.

Numerosas personas no somos ajenas a esta dolencia congénita íntimamente asociada a la primavera, que si bien no reviste gravedad ni peligro para su integridad física, sí que se convierte en una molesta compañera de viaje.De forma que el indicador más válido para certificar la llegada de la estación de la alegría es, sin lugar a dudas, el incremento del porcentaje de estornudos por habitante.

El campo luce vistosos tonos desde el rojo intenso de las amapolas hasta el blanco rosado de las flor de los almendros, el aire se impregan del aroma de espliego, de lilas, turgentes espigas se elevan de las cunetas, mientras que esos que tanto se exceden habitualmente en su alegría primaveral se arman de los convenientes antihistamínicos, aerosoles, colirios, y paciencia, mucha paciencia.

Del sabio refranero español se infiere que la primavera, la sangre altera, algo que se cumple a rajatabla en el caso de ese colectivo de sufridores no demasiado silenciosos llamados alégricos, digo, alérgicos.Podemos afirmar sin reservas que es el polen, ese minúsculo agente tan esencial para la reproducción vegetal, el principal causante del contumaz desaguisado que supone el advenimiento de la primavera para toda una legión de involuntarias plañideras.

Por cierto, hoy tengo la sangre alterada, que no adulterada.Y me atrevo a predecir que mañana también la tendré.Nada inusual cuando pensamos en la desbordante alegría que emana de la primavera.Atarax, Ebastel, Polaramine, confío en vuestra capacidad para contener ese exceso de alegría.Y ya puestos, por el mismo precio, de alergia.

Saludos.

Etiquetas:

viernes, marzo 24, 2006

LISBOA

Arrasada casi completamente por el fatídico terremoto de 1755, la capital lisboeta fue reconstruida obedeciendo cánones neoclásicos impulsados por el poderoso marqués de Pombal, siendo ésta la estampa que luce actualmente la heredera natural de la remota fundación lusitana de Olisipo.Una coqueta ciudad que ha asistido desde una posición puntera al esplendor de la época dorada de los descubrimientos portugueses repleta de épicos nombres como Vasco de Gama, Cabral, Bartolomé Dias o Alfonso de Alburquerque.

Viniendo desde el ocaso, La torre de Belem es mudo testigo de gloriosas gestas emprendidas por intrépidos marinos desafiando las nefastas premoniciones que presagiaban siniestros agoreros.Desde su privilegiada atalaya, asomada al balcón natural del estuario del Tajo, este exigüo fortín contempla el pausado vaivén del cauce causado por el invisible abrazo de la espina dorsal ibérica con el inabarcable Atlántico.

Anexa a la citada torre se halla el monumental Mosteiro dos Jerónimos, una innovadora obra realizada en estilo manuelino, en honor a su impulsor, el rey Manuel I de Portugal, convertido en regio Panteón de ilustres personalidades del país vecino, desde Vasco de Gama hasta Luis de Camoens.

Siguiendo la plácida margen fluvial, buscando el distante oriente, despues de pasar por debajo del mastodóntico puente del 25 de abril, obra suprema de ingeniería, se accede al barrio Alto, paraíso del fado, la esencia portuguesa por naturaleza, heredera de ese sentimiento trágico de la vida tan familiar al alma ibérica.Las callejas rezuman saudade por cada uno de sus empedrados pavimentos, destilando una íntima calidez que cautiva al viajero, mecido por la suave brisa que asciende desde el Tajo portadora de un fragante aroma de geranios y claveles, esos claveles que devuelven orgullosamente ecos de libertad.

Bajando por el elevador de Santa Justa, se alcanza la Baixa, el centro neurálgico lisboeta enmarcado por una disposición cuadricular diseñada por el celebérrimo marqués de Pombal despues de la tragedia que supuso el terremoto de 1755.La Praça do Comercio es el corazón de la Baixa, desde donde se puede subir hasta el Rossio para admirar la barroca belleza de su original portada delineando una singular herradura y hacer un breve inciso para saborear adecuadamente un genuino café lisboeta en cualquiera de los múltiples establecimientos que pueblan la Baixa.

Una vez asentado el estómago y reconfortado el ánimo, siguiendo hacia el este, la alfama se presenta abigarrada, sus estrechas callejuelas empedradas se agarran con uñas y dientes a la falda del cerro coronado por el castillo de San Jorge, se empinan impasibles ante la adusta expresión del viajero que comienza a sufrir los rigores del exceso de calorías.Un añejo tranvía se desliza apaciblemente buscando la meta del castillo, excelso mirador sobre el panorama lisboeta, que se alza lozano en la cúspide de la vertiginosa colina.La recompensa por el brutal esfuerzo invertido es acorde al mismo, merece plenamente la pena.

Lisboa, innegablemente, equivale a Portugal.Una esencia lusa que se palpa permanentemente, desde Belem hasta San Jorge, saudade, fado, señorial decrepitud, orgullosa humildad.Una vez no pude evitar sentirme fascinado por el encanto de la capital lusa.Espero ansioso que haya una segunda vez.

Saludos.

Etiquetas: ,

jueves, marzo 23, 2006

PISTACHO

Supongo que todos conocemos esos frutos secos tostados que esconden un nutritivo y suculento fruto oblongo de tinte verdoso dentro de una dura cáscara protectora que denominamos pistachos.Pero también quiero suponer que no todos sabemos de la procedencia de tales exóticos aperitivos.Intentaremos aclarar su enigmático origen.

El pistachero o alfóncigo, botánicamente Pistacia vera, derivada del persa pistah, es un árbol de la familia de las anacardiáceas nativo del Oeste asiático, concretamente Irán, que puede alcanzar entre 5 y 7 metros de altura dotado de hojas caducas de textura coriácea, parecidas a las del nogal.Los frutos se presentan en forma de racimos y son comestibles enteros, tostados o salados.

En Oriente Medio, se emplea profusamente en repostería y de todos es conocida la dulzura del helado de pistacho.Los pistachos son ideales para regular el tracto intestinal y por su elevada concentración en ácido oleico son un excelente antídoto contra el colesterol.Si a todo esto añadimos su sabroso sabor, estamos ante una pequeña panacea.

Una antigua leyenda persa sostiene que aquellos enamorados que estando bajo un pistachero escuchen el nítido sonido de las cáscaras del pistacho al abrirse parcialmente, encontrarán la felicidad eterna.Persia está tan lejos.Aunque bien merece una visita.No sólo por Persépolis.

Saludos.

Etiquetas:

LA VAQUILLA

El prolífico cineasta valenciano Luis García Berlanga dirigió en 1985 una obra típicamente coral de tono jocoso y desenfadado que relata las cómicas peripecias que acontecen a un variopinto abanico de personajes en un hipotético frente de batalla durante la guerra civil española.La Vaquilla se convierte en el eje sobre el que gira el desarrollo de una trama que se desgrana a través de la intrépida odisea, rayana de la frivolidad, en la que se ven envueltos todos los actores.

Los intérpretes se enfrentan a chocantes y absurdas situaciones, tan familiares a la idiosincrasia hispánica, que muestran su profunda vis cómica, la acción es trepidante y dinámica y la ambientación sobresaliente.Pese a que los críticos consideran que La Vaquilla dista mucho de la categoría que alcanzaron los primeros trabajos de García Berlanga, estimo que es una película total, de esas que no quieres que se acabe nunca.Además, no por esperado, el final es ejemplarizante, definitivo, tremendamente didáctico.Es paradójico como un recuerdo tan doloroso para España entera puede ser capaz de generar tantas carcajadas.

Pese al tratamiento que Berlanga otorga a su personal visión del conflicto civil, intentando trivializar y suavizar las afiladas aristas que ofrecen los contendientes de la misma, no debemos olvidar el triste epílogo del sufrido y noble animal.La metáfora de la vaquilla sigue resonando en la memoria de varias generaciones de españoles, todavía enraizados en pasadas rencillas y deseosos de reverdecer viejos laureles ya marchitos.

Mientras se asiste al edulcorado final del film, se puede escuchar una voz en off declamando ese dicho popular que dice así: Entre todos la mataron, ella sola se murió.Parece que, esta vez sin Berlanga de por medio, la vaquilla ha resucitado de entre los caídos para ofrecer una nueva tentativa a los contendientes.Espero que, en esta ocasión, no tengamos que lamentar otro ominoso final.La puerta está abierta.No la cerremos nosotros.Ahora, démonos la paz.

Saludos.

Etiquetas:

miércoles, marzo 22, 2006

ENGENDRO MOVIL

El bus de vuelta al redil tras la jornada laboral se convierte en un atestado conglomerado humano disperso entre las numerosas filas de asientos en el que abundan imberbes jovenzuelos que apenas sobrepasan la veintena equipados en su mayor parte de todo tipo de aparatos electrónicos reproductores de audio con sus correspondientes minicascos endosados hasta más allá de los tímpanos.Supongo que tratan de aprovechar de alguna manera un trayecto improductivo a todas luces que supone una pérdida de tiempo inexcusable para ellos.

Pero basta un vistazo rápido a las gradas buseras para certificar el triunfo de la telefonía móvil sobre el género humano.La que no está enviando en SMS se halla ocupada respondiendo una llamada mientras el de al lado se desgañita apretando botones para conseguir la máxima puntuación o el de dos filas más atrás tararea el tema musical que reproduce su móvil.Es la constatación de la supremacía del mercado sobre la voluntad humana.

Puedo comprender las ventajas que ha acarreado la aparición de la telefonía móvil en el terreno de las comunicaciones personales como la posibilidad de estar localizable en ciertas situaciones de riesgo, el envío de mensajes cortos o la conversión del móvil en oficina móvil para aquellos que precisen de tales funcionalidades.Pero estimo que hemos llegado a un status quo que preconiza el abuso del teléfono móvil, un artefacto accesorio para una gran mayoría que ha pasado a gozar de relativa importancia dentro de la vida cotidiana.

En el fondo subyace la manoseada afirmación de que mediante estos objetos de alta tecnología se consigue la divulgación universal de la información a la vez que fomenta el aislamiento de los individuos que se alejan a pasos agigantados de las formas de comunicación canónicas o tradicionales para entregarse a modos comunicativos más impersonales e imperfectos.

El teléfono móvil debe restringir sus funciones a las propias de una herramienta válida, útil, versátil, dinámica.Creo que se puede vivir sin poseer un móvil.Como opino que igualmente se puede vivir con él.Pero es preciso entender hasta donde debemos permitir que un móvil pueda dirigir nuestras evoluciones.

Disfruto tremendamente estando permanentemente ilocalizable, desconozco si soy rara avis o alguien es capaz de secundarme al respecto.Esos privilegiados lectores que transitan por este blog pueden opinar.O enviar un SMS, si lo prefieren.

Saludos.

Etiquetas: ,

PANOPLIA

Rebuscando entre el rico léxico que caracteriza la lengua castellana he hallado este vocablo de indudables resonancias helénicas, circunstancia que se confirma si echamos mano de la referencia lingüística hispana por excelencia, el diccionario de la R.A.E, que reza así para tal entrada:

panoplia.

(Del gr. πανοπλία).

1. f. Armadura completa con todas las piezas.

2. f. Colección de armas ordenadamente colocadas.

3. f. Parte de la arqueología que estudia las armas de mano
y las armaduras antiguas.

4. f. Tabla, generalmente en forma de escudo, donde se colocan
floretes, sables y otras armas de esgrima.
Supongo que tal término se suele usar metafóricamente para definir una serie de méritos, valores o bienes poseídos por una persona o colectividad.No conozco a nadie que posea una panoplia armamentística, aunque seguro que deben ser comunes en ciertas casas de rancio abolengo herederas de una tradición aristocrática.Esas que personalmente no suelo frecuentar.Más que nada, porque no me invitan a visitarlas.
Me quedo con mi panoplia pictórica que no tiene nada que envidiar a ningún sable ni arcabuz.Además, está eximida de la amenaza de la oxidación.

Saludos.

Etiquetas:

martes, marzo 21, 2006

INCURSIONES CAMPESTRES

Descendiente de una larga estirpe de siervos de la gleba, labradores, segadores, campesinos, puede comprenderse el apego y la admiración que destilan mis escritos hacia ese entorno natural tan maltratado que forma parte de mi bagaje existencial.Sumida en modelos de subsistencia esencialmente ligados al sustrato térreo, la economía familiar se complementa adecuadamente mediante ciertas aportaciones alimentarias, la máxima preocupación familiar, que retrotraen a prácticas tan primitivas como la caza-recolección de pequeños animales y plantas aprovechables para el consumo humano.

Durante casi toda la temporada se puede recoger algún tipo de producto que la naturaleza ofrece desinteresadamente al mejor postor.Y en todo tipo de ambientes.Así a vuelapluma puedo enumerar los vallejos que atesoran las valiosas piñas de los donceles que una vez liberadas de su preciada carga de deliciosos piñoñes se convierten en una formidable mecha para el fuego del hogar, márgenes de arroyos que acogen esquivos caracoles y saludables berros, cunetas de olvidados caminos invadidos por ácidas zarzamoras, campos arados donde medran verdeantes collejas, incultos arreñales que esconden sabrosos espárragos trigueros, intrincados pinares bajo cuya sombra elevan sus sombreros suculentos níscalos, diminutos islotes tobáceos colonizados por fragante té de río o frescas choperas punteadas por encarnadas manchas de fresón silvestre.

Rara era la expedición campestre que no rendía alguna forma de fruto.Aunque lo importante es despertar el espíritu juvenil que anida en la adolescencia al medio natural que sustenta nuestro fugaz paso por este mundo.Recuerdo que aguardaba expectante cada una de estas miniaventuras, por la sorpresa y la ilusión que despertaban en mi infantil ánimo.Debo agradecer a mis progenitores el haber sabido inculcarme amor, respeto y conocimiento de la naturaleza, desde los elevados cerros hasta las vegas fluviales pasando por los baldíos secarrales y los escarpados bosques.Somos lo que vemos.A mí, me ayudaron a ver.

Saludos.

Etiquetas: ,

viernes, marzo 17, 2006

ENTREVISTA DE TRABAJO

El mundo laboral ha sufrido un cambio radical respecto a los esquemas y preconcepciones que regían en un pasado no muy lejano.La relativa inseguridad en el puesto de trabajo invita a una razonable desconfianza que previene la acomodación y suscita una sana ambición en aras a una búsqueda de mejoras para el trabajador.

Esto que se cumple de manera general, puede encontrar su máximo exponente en el sector de la tecnología, un sector que ha vivido un boom en las últimas décadas asistiendo a un voluminoso trasvase de capital humano desde otras vertientes empresariales.Es de recibo, por tanto, buscar la cresta de la ola y no dejarse pillar por el toro antes de que nos empitone y debamos pasar una larga temporada convalecientes.

Algunos nos hallamos en esas, voceando nuestra mercancía, prestando atención a los renuentes clientes que se hacen de rogar, a veces vendiendo humo, otras veces comprando retales.Cuando tenemos al alcance de la mano un posible comprador, solemos asistir, misericordia por delante, a esas devaluadas tomas de contacto conocidas como entrevistas de trabajo.

Resulta reconfortante señalar la cordialidad, corrección, similitud de puntos de vista, aparente idoneidad del candidato para el puesto, empatía que emana de la misma mientras se desgranan mil y una cuestiones que es preciso realizar.Pero como siempre, se deja lo mejor para el final, se escucha un redoble de tambores, se tensa la atmósfera, el entrevistador dibuja una sardónica sonrisa y !pam¡ dispara ante un entrevistado que adecúa sus facciones a la situación mil y una veces representada.

De repente, se asiste a un cambio extremo de decorado, el entrevistador frunce el ceño, a su rostro asoma un rictus que denota resignación, sus labios se contraen, la vista se pierde en sus papeles curriculares, la expresión se torna huidiza.A partir de ese momento, los dos actores conocen el fatal desenlace.Ninguno de ellos conseguirá colocar su mercancía.No al menos esta vez.

Toda esta retahila sólo para poner de manifiesto la importancia que puede atesorar la respuesta a una simple pregunta.Y de paso, denunciar visceralmente la supremacía de la visión mercantil-contable sobre el resto de consideraciones de tipo laboral.Con todo, seguiremos en la brecha.Digital, social, cultural, la que sea.

Saludos.

Etiquetas:

RÍO TINTO

El enclave sudoccidental ibérico que se extiende entre la desembocadura del Guadiana y las marismas pantanosas del Guadalquivir es conocida desde los albores de la presencia humana en tales parajes por su riqueza metalífera que ha sido objeto de una intensiva explotación desde los ensoñadores tiempos tartésicos.Bajo el subsuelo esta tierra esconde vetas de valioso cobre, hierro, plata, incluso oro en forma de pepitas extraibles de los lechos de arroyos y ríos.

Las minas siempre han constituido un preciado valor para su posesor, convirtiéndose en uno de los pilares básicos de un voraz Estado siempre necesitado de materia prima para su armamento, acuñaciones monetales o herramientas cotidianas.Fueron los romanos, siempre prácticos, los primeros explotadores masivos de las minas onubenses, desarrollando novedosos sistemas de extracción basados a partes iguales en el ingenio y en la técnica.

Las minas de Riotinto se conocen desde hace más de 5000 años, 5 milenios que han visto excavar, desenterrar, picar, martillear, extraer, barrenar, horadar sus vetustas paredes cobrizas.Una actividad tan incesante y esforzada ha deparado el vertido de sustancias residuales que se han filtrado inevitablemente a la red fluvial, creando espectros líquidos tan originales como el homónimo minero, el río Tinto, cuyo nombre hace gala a la elevada concentración de sales ferruginosas que porta en sus aguas, dotandolas de un gama de irisaciones que va desde el característico bermellón del cauce hasta el sulfuroso amarillo-ocre de sus orillas.

Resulta lógico deducir que la existencia de formas de vida en tales condiciones se antoja imposible.Pero la vida una vez más nos sorprende en forma de resistentes microorganismos con un singular metabolismo que les permite asimilar y medrar en el ponzoñoso disolvente.Parece ser que la poderosa NASA dedica una ingente inversión a los tales diminutos protagonistas con el planeta Marte en el punto de mira.

Sabemos que en Marte no hay ríos en la superficie, constatamos que no se conocen formas de vida tampoco, al menos visibles para el ojo humano.Pero podemos imaginar una presencia intangible medrando en la rojiza superficie marciana, sin agua, sin oxígeno.Mientras que no se pueda confirmar tal ilusión, podremos maravillarnos ante la contemplación de pequeñas pozas coloradas en el río Tinto.

Saludos.

Etiquetas:

jueves, marzo 16, 2006

EL SUEÑO DE UNA NOCHE DE...

Ponga aquí cada una lo que le plazca, aunque convendremos en que no todas las personas pueden gozar plenamente del placer que comporta un reparador sueño.Cada noche, supongo que para una gran mayoría, dejamos caer nuestro baqueteado cuerpo sobre el acogedor lecho que nos transportará a las regiones oníricas, obteniendo un descanso reparador de las actividades cotidianas que permite cargar las pilas para afrontar un nuevo día.

La profundidad del sueño incide directamente sobre la calidad de vida de las personas, de modo que un sueño superficial rondando la semivigilia, azaroso, inquieto, obsesivo hasta la compulsión llevará acarreada una carga adicional de nerviosismo, malhumor, abulia que se trasladará irremediablemente al entorno cercano.

En el otro extremo se encuentra el sopor profundo que procura el necesario reposo al cuerpo y a la mente.Hay personas que se duermen en cuanto se lo proponen y su sueño es inmune a estímulos externos de cualquier naturaleza.Hay otras que, por el contrario, apenas consiguen conciliar un frágil sueño que suele verse interrumpido por multitud de percepciones, muchas de ellas de carácter mental.

Supongo que lo realmente deseable sería encontrar una saludable entente entre uno y otro extremo.Personalmente, siempre me ha maravillado la aparente facilidad con la que ciertas personas pueden llegar a dejarse caer en los brazos de Morfeo.Tal vez sea porque es algo que jamás he experimentado.Me conformaría con poder replegar las antenas cada noche.Es mi sino.

Saludos.

Etiquetas:

miércoles, marzo 15, 2006

MINAS DEL REY SALOMON

Ciertas obras literarias que se podrían encuadrar dentro del género de la novela de aventuras se prestan irresistiblemente a adaptaciones cinematográficas, más o menos fieles al original.La fabulosa novela del británico Henry Rider Haggard del mismo nombre, publicada en 1885, ha sido trasladada al celuloide en numerosas ocasiones, aunque en la retina de los buenos cinéfilos ocupa una posición privilegiada la excelente versión protagonizada por unos Stewart Granger, encarnando al valeroso aventurero Allan Quatermain, y Deborah Kerr que se hallaban en el apogeo de sus respectivas carreras.

Aparquemos la ficción audiovisual y tomemos los derroteros de la senda legendaria.El siglo XIX asistió a la difusión de diversas leyendas sustentadas sobre endebles cimientos históricos, fomentadas por ese romanticismo que caracterizó una buena parte de la centuria, potenciado a su vez por el creciente interés europeo por un continente exótico y lejano como lo era el Africa de entonces.Es la época dorada de las exploraciones heroicas, intrépidas y los descubrimientos en el continente negro.Nombres como Livingstone, Mungo Park, Stanley han pasado a la historia por su especial contribución al conocimiento de la geografía africana.

La leyenda de las minas del Rey Salomón encuentra su base histórica en la supuesta riqueza que presidió el reinado del soberano israelita, una tal opulencia que le permitió erigir un colosal templo a la divinidad hebrea, Yaveh, para lo cual no dudó en hacer acopio de los más nobles materiales, desde madera de cedro del Líbano para suelos, puertas y vigas hasta el preciado oro con el que fueron chapadas las puertas de acceso al templo, empleando para su construcción la nada despreciable cifra de casi 200.000 obreros.Una obra megalómana para ensalzar la gloria de un Jehová que no pudo evitar la destrucción del mismo por el babilonio Nabucodonosor en el año 587 antes de Cristo.

Es en el origen del valioso metal dorado donde se halla el enigma que la leyenda trata de desentrañar.A nadie le sonará como algo extraño la literaria figura de la reina de Saba, un personaje a medio camino entre la fábula y la realidad que aparece mentada en la Biblia, Libro de los reyes concretamente.Se especula con la localización exacta de sus dominios, siendo Abisina una de las opciones predilectas.Aunque parece que el oro no abunda por esos lares.

Asimismo, la frenética actividad comercial del rey judío era tal que las escrituras afirman que sus naves mercantes llegaban hasta la remota Ofir, otro topónimo sin localización definida, desde la cual volvían cargadas de preciosas mercancías como marfil, oro, piedras preciosas y aromática madera de sándalo.

Cabe colegir que, pese al desconocimiento histórico que pesa sobre el pasado africano tan remoto como el siglo X antes de Cristo, ya existían contactos comerciales entre las diferentes etnias del continente y es más que probable que los apreciados metales proviniesen del centro y del sur del continente.Henry Rider Haggard se limitó a sacar provecho de la nebulosa que se cernía sobre ciertas regiones australes inexploradas, hoy formando parte de paises como Mozambique, Zambia o Malawi, para situar las legendarias minas del Rey Salomón dentro de un entorno abiertamente hóstil y presidido por el peligro.

No puedo dejar de sentir un agradable regusto cada vez que recuerdo la novela.Parece ser que logró un éxito fulminante a su publicación.Y lo sigue cosechando, parece que el romanticismo se resiste a abandonar su cálido rinconcito en el inconsciente colectivo.
Yo me pregunto si el poderoso Salomón llegó a pensar alguna vez acerca de la procedencia del refulgente metal que recubría las monumentales puertas de su modélico templo.Saba, Ofir, Africa.Nunca lo sabremos.

Saludos.

Etiquetas: ,

martes, marzo 14, 2006

EUNUCOS

Debemos remontarlos a los primeros balbuceos de la historia mundial para situar apropiadamente el origen de la cruel práctica de la castración parcial o total de ciertos varones, preferentemente núbiles adolescentes o inocentes infantes, para servir en los poblados harenes o serrallos de poderosos magnates, soberanos y emperadores de China, India, Persia, Egipto, Roma, Bizancio y el imperio otomano.Una costumbre que llegó a dotar de una cierta fama al prestoso afortunado, dada la prestigiosa y segura existencia a la que estaba destinado.

La feminización de facto que experimentaban los eunucos, dada la ausencia de gónadas, los convertía en seres teóricamente inapetentes sexualmente, lo cual era aprovechado por sus señores para ejercer una labor de vigilancia y asistencia a la numerosa prole de esposas, concubinas, hetairas que formaban parte de los inviolables harenes.

Esta familiaridad de los eunucos con los miembros femeninos de las cortes regias llegaba a alcanzar cotas de extrema fidelidad, confianza y devoción que convertía a los mismos en peligrosos depositarios de secretos de Estado y de alcoba.La discreción era su principal baza, la intriga palaciega su salsa.Algunos eunucos llegaron a ocupar prestigiosos puestos dentro de las omnímodas sociedades monárquicas, escribas, visires, altos funcionarios, diplomáticos, ostentando una reconocida fama con la que nunca hubieran soñado.

Una traumática castración, causante de una crónica incapacidad reproductora, se transmuta en una posibilidad de éxito personal y gloria eterna.La herencia genética trocada por la trascendencia intemporal.Como dice el refrán, del más, el menos.
Por cierto, si alguien sabe de algún eunuco de nuestro tiempo, le invito a que comparta su hallazgo.Que no sólo de eunucos viven las mujeres.

Saludos.

Etiquetas:

ROSA DE JERICÓ

Si están pensando en una generosa rapsoda hebrea de apretadas carnes esbozando las notas del "Israel is living a celebration", van mal encaminados, primero porque Rosa no hay más que una y es la de España y segundo porque no creo que en los territorios ocupados las circunstancias del momento sean las más proclives a la celebración de nada.

La rosa de Jericó es una planta herbácea que no suele alcanzar más de 15 cm de altura oriunda de Siria que ha colonizado amplias extensiones de los desiertos de Arabia, Palestina, Egipto y Sinaí, aunque no se halla en los pagos de la ciudad que ostenta en su nombre.El origen del nombre se retrotrae a la exacerbada apetencia de ricos hacendados y comerciantes de la antigua Jericó por las presuntas propiedades que atesora dicha planta, considerada un amuleto que atrae la fortuna para su posesor.

Una vez superada la etapa de la floración, las hojas se desprenden y las ramas se curvan hacia dentro adquiriendo la planta una forma globosa que una vez deshidratada es arrancada por el viento desértico convirtiéndose en un nómada a la busca del oasis.Pueden pasar años en este estado vegetativo hasta que las condiciones de humedad o el contacto con el agua permiten la resurrección de la planta, que una vez asentada despliega sus ramas, abre sus frutos y esparce sus semillas al céfiro asegurando una nueva generación de resucitadas.

Todavía hoy se considera como un talismán portador de buena suerte, felicidad y salud familiar.Las escrituras sagradas del cristianismo narran un episodio de la vida de Jesús de Nazareth cuando oraba en el desierto en el que una rosa de Jericó le socorría en la alborada mediante el rocío depositado en sus hojas.Por tales merecimientos, fue bendecida por los siglos de los siglos.Bendito Rocío, bendita Rosa.

Saludos.

Etiquetas: ,

lunes, marzo 13, 2006

MAR DE ARENA

¿Por qué extraña e inexplicable razón se siente el ser humano atraído por un lugar tan inhóspito, despiadado, estéril, árido, hóstil para el desarrollo de la vida como es el desierto?.Para contestar a esta pregunta podríamos realizar un encuesta y no hallaríamos una respuesta mayoritaria ni probablemente racional.

Sin embargo, ese infinito mar de arena que se ondula a través de mil y una dunas, con oscilaciones térmicas tan radicales que pasan de un calor abrasador durante el día a unas gélidas temperaturas nocturnas, apenas poblado por escasas formas de vida vegetal y animal dada la práctica ausencia del líquido elemento de la vida, azotado frecuentemente por asoladoras tormentas de penetrante arena, ha ejercido una irresistible atracción en el hombre que desde tiempos inmemoriales se ha empleado en la denodada tarea de contener cuando no superar el desafío que supone la travesía del desierto.

Grandes civilizaciones de la antigüedad prosperaron en las márgenes del desierto, el Egipto faraónico es el máximo exponente de la lucha continua del hombre por medrar en el desierto.Un desierto que se convirtió en testigo honorífico de la sublimada apetencia de los faraones por la permanencia de sus obras para la posteridad.Una firme voluntad que, a pesar del inmarcesible desierto sahariano, ha conseguido abrirse paso hasta nuestros días.

Cuentas las crónicas, a medio camino entre la nefasta realidad y la mágica fantasía, que el rey persa Cambises II, dueño de Egipto, envió un ejército de 50000 hombres a través del desierto líbico, al oeste de Egipto, a fin de destruir el oráculo de Amón-Zeus en el oasis de Siwa por haber tenido la osadía de pronosticar el final de la ocupación foránea de Egipto.La tal hueste nunca llegó a su destino pues el caprichoso hado del destino provocó una infernal tormenta de arena que sepultó a soldados, monturas y bagajes bajo un sudario de siglos.

El mito sigue plenamente vigente, arqueólogos, aventureros, arribistas, buscadores de fama y gloria siguen empeñados en dotar de sentido real a la leyenda.Parece ser que Alejandro Magno se desvió intencionadamente de su ruta conquistadora para consultar el oráculo de Amón.Daría por lo menos un par de euros por conocer el sentido de sus peticiones.

Saludos.

Etiquetas: , ,

NOSTALGIA

La última obra del brillante cineasta Fernando León de Aranoa, el melodrama urbano Princesas, consigue enganchar al espectador merced a una elaborada labor interpretativa de Candela Peña y Micaela Nevárez que transmiten con una fidelidad pasmosa la penosa existencia que viven sus personajes, desmitificando de paso dos pesados lastres que hacen tambalearse el orden social actual, la prostitución y la inmigración.

En una cierta escena de la cinta, Candela Peña se sincera ante su colega del otro lado del charco, valora el significado de la nostalgia como una sensación reconfortante, agradable, que remite a un pasado de felices recuerdos, a la vez que afirma que ella nunca sintió nostalgia de nada.Las lágrimas asoman al rostro de su compañera, solidariamente con las de unos cuantos pasivos espectadores.

Si bien se suele identificar la nostalgia con pasados esplendores que nunca se repetirán, con aquello tan manido de que cualquier tiempo pasado fue mejor y parece que invita al desaliento, a la inacción, a la autocompasión, pienso como Candela que es lacerante no ser capaz de sentir nostalgia.Porque la nostalgia precede a la ilusión.Y la ilusión hace florecer el deseo de vivir, aporta el tónico que sana las disfunciones del espíritu y fortalece la voluntad.Se puede decir que la nostalgia es la ilusión del pasado.

Supongo que habrá personas que no pueden, aunque lo deseen con todas sus fuerzas, sentir nostalgia.Espero no perder nunca la capacidad necesaria para sentir nostalgia, será una buena señal.¿Vosotros la habeis perdido o nunca la habeis tenido?.

Saludos.

Etiquetas: , ,

viernes, marzo 10, 2006

LIBÉLULAS

La aparente quietud que preside un ambiente ribereño fluvial se torna en majestuosa contemplación cuando la libélula irrumpe ejecutando sus ágiles piruetas volátiles entre el junco y la sarga o posando sus extremidades en la superficie del regato manteniendo un equilibrio milagroso.La libélula aporta ese grado de vivacidad y vistosidad que embelesa al que observa sus frenéticas evoluciones aéreas.

Las libélulas pertenecen a un orden de insectos tan antigüo sobre la faz de la Tierra como son los odonatos, unos insectos carnívoros depredadores con una depurada técnica voladora que reinaron en la era paleozoica de los bosques de helechos arborescentes merced a un tamaño que podía alcanzar hasta los 80 cm de envergadura.

Desde que una hembra pone un huevo adherido a una planta acuática hasta que se produce la eclosión del ejemplar adulto, la metamorfosis puede demorar hasta la friolera de 5 años, algo desacostumbrado en el mundo animal, más si tenemos en cuenta que la libélula muere al asomar el invierno.Una dilatada infancia para una fugaz madurez.

El complejo ritual de apareamiento de esta especie consiste en un elástico ejercicio de contorsionismo digno del más avezado de los equilibristas en el que la hembra eleva su abdomen hasta alcanzar el órgano sexual del macho, situado a la mitad de su longilíneo cuerpo, y recoger su esperma mientras que el macho eleva a su vez el suyo hasta apoyar la base de su abdomen sobre la cabeza de la hembra.En tal circense posición, la figura que forman ambos amantes se conoce como la rueda y, curiosamente, adopta la silueta de un corazón.

Aviso para navegantes: No intenten emular la conducta de las libélulas con sus respectivas parejas a riesgo de una luxación vertebral o algo peor.Con lo sencillo que es dibujar un corazón de tiza en la pared.Habrá que apelar a Cupido en el futuro, aunque haya que acudir a la radio.

Saludos.

Etiquetas:

jueves, marzo 09, 2006

HAMMAM

Inevitablemente, la pronunciación de esta palabra evoca sensuales reminiscencias de pasadas épocas de harenes y serrallos, no en vano el origen del mismo se debe a los sultanes otomanos que hicieron del hamman un lugar de recogimiento, meditación, relajación y el placer natural que se obtiene del baño de vapor, la purificadora limpieza del cuerpo y el masaje reparador de la tensión cotidiana.

El origen del hammam hay que buscarlo en la herencia romana dejada por las termas, con su inteligente disposición y división de ambientes: Frigidarium, Tepidarium y Caldarium, con sus correspondientes piscinas de agua fría, templada y caliente.El hamman es esencialmente un baño de vapor, una estancia reducida con suelos y paredes de mármol caldeada hasta la emanación de vapores que facilita la apertura de los poros de la piel.La afición otomana por los hammams se extendió a todas las regiones controladas por el imperio, cuya herencia se percibe claramente en países de la Europa oriental con una predilección innata por los baños públicos como Hungría, un país que conserva todavía valiosas reliquias otomanas como son los baños de Rudas y Kiraly en su capital, Budapest.

Acodado en un caldeado banco corrido, exudando las toxinas depositadas bajo mi piel, vierto un cacito de agua gélida sobre mi sudorosa cabellera dejando que escurra hasta la última gota.Mis pulmones hacen acopio de todo el vapor que pueden retener mientras cierro los ojos y abro la mente.El silencio es reconfortante, sólo interrumpido por el suave ronroneo que brota de mis cuerdas vocales.Dejo que el sopor se apodere de mi ser y me tiendo sobre el candente pavimento.Un servicial operario se esmera en relajar las tensiones acumuladas por la musculatura de mi espalda.Mi cuerpo sigue pegado al suelo.La conciencia hace tiempo que se perdió a través de las celosías de la bóveda en las nubes de la laxitud, del deleite.Espero que esto nunca se acabe.

Saludos.

Etiquetas: , ,

NICHOLSON

O simplemente Jack, como es conocido dentro de los ambientes cinéfilos.Un intérprete de rango excepcional con una idiosincrasia bastante peculiar que traslada una y otra vez a los variados roles que adopta en sus filmes y que no deja a nadie indiferente.Su sola aparición en una escena ya consigue dotar de expresividad a la misma, es un monstruo audiovisual que sabe desempeñar su papel de manera sublime.Y su registro es tan amplio como lo pueda ser toda la gama de géneros que componen la cinematografía mundial.

A la galería de la posteridad pasarán sus excelentes interpretaciones que le han valido 3 oscars de la Academia, aunque este hecho en sí no me parece significativo, con personajes, en su mayor parte, atormentados, excéntricos, histriónicos, sarcásticos, retorcidos, esencialmente complejos para los cuales el actor posee un don natural que le facilita el bordado de los mismos.Ahí quedan el tenaz y contestario rebelde de Alguien voló sobre el nido del cuco, el psicópata padre de familia de El Resplandor, uno de los personajes del cine que más pesadillas ha provocado en las mentes juveniles, el egomaníaco repelente de Mejor Imposible, el transgresor arribista de El cartero siempre llama dos veces, el morboso genio diabólico de Las Brujas de Eastwick...

Como todos aquellos actores que poseen una elevada capacidad expresiva potenciada por sus posturas gestuales y barrocos rictus, se le acusa frecuentemente de una excesiva sobreactuación, aunque Jack ha demostrado a lo largo de su dilatada y exitosa carrera que su background interpretativo se extiende más allá de esos típicos roles que le han catapultado a la popularidad, como muestra de ello están obras como La Fuerza del Cariño, Rojos, Chinatown o El Honor de los Prizzi en las que su tremendo talento sale a relucir.

Aunque se prodiga cada vez menos, espero seguir admirando el genio interpretativo de este neoyorkino de 68 años que considero uno de los mejores actores actuales.A pesar de su obsesiva manía de no pisar las lineas de las baldosas de las aceras.Algo que más de una vez me he sorprendido haciendo a mi vez.¿No estaré un poco Jack?.

Saludos.

Etiquetas:

miércoles, marzo 08, 2006

MÚSICA CELTA

La nación celta, voz derivada del griego keltoi, se extendía en pretéritos tiempos por toda la cornisa boreal europea, desde las riberas del Mar Negro hasta los confines del mundo conocido por entonces, la Galicia actual.Una cultura que asistió a un progresivo arrinconamiento de sus particularidades de orden social, cultural y religioso ante la imposición excluyente de civilizaciones invasoras, desde los romanos hasta los anglosajones pasando por los vikingos.Hoy todavía permanece intacta la memoria del pasado celta en reducidos reductos de la fachada atlántica europea como Escocia, Gales, Irlanda, Bretaña y Galicia.

Los nexos de unión entre regiones tan dispares y alejadas unas de otras se basan en un fuerte carácter nostálgico, romántico, soñador de sus gentes, ancladas en tradiciones ancestrales que emanan un profundo respeto por la naturaleza, como así atestigüan los diversos monumentos megalíticos que puntean la geografía céltica.Comparten el uso de una antiquísima lengua, el idioma de los sagrados druidas, con una compleja fonología gutural, el gaélico, que todavía goza de buena salud en ciertas zonas de las islas escocesas de Skye y Lewis y en la región irlandesa del Connemara.

Pero si tenemos que destacar un rasgo preferencial que defina el carácter típicamente céltico, habremos de reseñar la inherente predilección de sus gentes por el folklore musical.Una costumbre profundamente arraigada en el alma celta que la convierte en algo cotidiano como se puede verificar en cualquier pequeño pub irlandés o escocés tierra adentro.Las composiciones se tiñen de una dulce melancolía rozando el misticismo que trasladan al afortunado oidor a épicos tiempos de magos, castillos encantados, hadas y el omnipresente Rey Arturo y su Camelot de dicha y prosperidad.Unas melodías entonadas por instrumentos tan peculiares como la afamada gaita, el virtuoso violín y la evancescente arpa.

La música celta goza de una salud envidiable y de una legión de admiradores cautivados por la magia que desprende por cada una de sus notas.Numerosos son los representantes del estilo celta, Alasdair Fraser, Gwendal, Enya, Xosé Manuel Budiño, Alain Stivell, Hevia, Capercaillie, Carlos Núñez, Milladoiro, The Chieftains, Luar Na Lubre...Artistas talentosos que saben extraer de su portentoso instrumento un floreo imposible o un acorde que evoca celestes resonancias.

No puedo dejar de admirar la extraordinaria y aparente facilidad con la que un violinista o un gaitero es capaz de interpretar esas endiabladas melodías de tan allegrísimos tempos que parecen salirse de la partitura.Curiosamente, despues no puedo dejar de tararear la retahila de notas en mi cabeza.Es una música que deja huella.

Saludos.

Etiquetas:

martes, marzo 07, 2006

NEMRUD DAGI

En los confines de la Turquía actual, donde las estribaciones montañosas de los montes Tauros ceden el testigo a las elevadas cumbres del Caúcaso, próxima a la frontera iraní y enclavada en plena región del Kurdistán, se halla el Nemrud Dagi, una montaña cuya cima se halla a la nada despreciable altura de 2916 metros.

La espléndida atalaya natural que representa brinda espectaculares vistas panorámicas de su entorno a la vez que permite la embelesada contemplación de un atardecer oriental.Unos rasgos que complementan la verdadera razón de la fama de la que goza tal paraje y por la que es conocida mundialmente.

Una sucesión de colosales efigies esculpidas de dioses y reyes se suceden a los pies de la montaña, hercúleas figuras testigos de la gloria del soberano que las hizo erigir, Antioco I de Commagene, un reino helenizante heredero del legado del gran Alejandro Magno que prosperó entre los siglos IV antes de Cristo y la anexión romana en el año 72 de nuestra era por el emperador Vespasiano.

El conjunto escultórico representa el mausoleo del propio soberano y denota un enriquecedor sincretismo artístico entre elementos griegos y persas, simbolizados por las numerosas deidades que presiden, a modo de pétreos túmulos, la memoria del reino helénico.En una inscripción litúrgica, el rey Antioco declara que hizo construir este sagrado lugar para que edades y generaciones venideras pudieran admirar tal obra como una muestra de devoto agradecimiento a los dioses y a sus reales ancestros por su manifiesta ayuda durante su reinado.

Quiero agradecer eternamente al legendario monarca la posibilidad de poder posar mis ojos sobre la obra que ordenó elevar para gloria universal.Quiero perderme entre el bosque de cabezas y poder decir con propiedad que he osado tocar una testa divina, aunque hierática, inexpresiva, deformada y deslocalizada.Esos silentes guardianes de la memoria de un antiguo reino que se alzan orgullosos, indemnes, inmortales.Todo un Patrimonio de la Humanidad.

Saludos.

Etiquetas: ,

PARQUÍMETROS

Ha asomado al candelero de la actualidad de la madrileña capital del reino de España una enconada polémica que provoca eléctricas turbulencias suscitada por la medida adoptada por el consistorio capitalino de aumentar las zonas de la ciudad con estacionamiento regulado por medio de esos odiados y denostados parquímetros que suponen una pesadilla para una buena parte de los conductores madridescos.

La decisión tomada se encuadra dentro de una serie de actuaciones tendentes a limitar el volumen del cargado tráfico que soporta el centro de la ciudad así como a fomentar el empleo del transporte público para moverse por la misma.Semejantes decisiones se tomaron en otras capitales europeas y está por ver el fruto de tal medida.Mientras tanto, el ayuntamiento se frota las manos ante la sabrosa recaudación que se va a obtener de una manera tan sencilla, sin tener que recurrir a los impopulares impuestos.

La medida, como siempre, beneficia a los más pudientes, algo que no nos debería preocupar, inmersos como estamos dentro de una economía abiertamente capitalista.Y como para todo, habrá detractores y defensores acérrimos de la medida.Pero ahondemos algo más en la disyuntiva, abandonemos la especular superficie que nos devuelve nuestra imagen.

La polémica surge ante la airada protesta de los usuarios contra la regulación, previo pago, del estacionamiento de sus vehículos en determinadas zonas de la capital.Lo cual pone de manifiesto lo siguiente:
  • La sociedad ha creado una necesidad donde no la hay, el automóvil es un producto accesorio que por obra y gracia del consumismo galopante ha devenido en fetiche imprescindible para las familias.
  • La necesidad agudizada del tal objeto inanimado genera una dependencia asociada, a veces absoluta, que provoca situaciones rocambolescas.Parece que la vida no es vida sin el dichoso automóvil.
Conozco a más de uno/a que parece haber venido al mundo con el vehículo incluido.Suelo ironizar bastante al respecto, pero en el fondo estimo que es una situación preocupante, dado el grado de dependencia existente.Supongo que, entre nosotros, no habrá nadie que adolezca de tal debilidad.O sí?.

Saludos.

Etiquetas: , ,

lunes, marzo 06, 2006

ALQUIMIA

Una estancia apenas iluminada por el quejumbroso pábilo de una añeja vela que se resiste a los embates de la gélida corriente de aire que se cuela por los intersticios de la delgada portezuela que la separa del exterior, un hombrecillo de poblada barba, de mirada febril, envuelto en una astrosa túnica que le hace semejar un monje encorvado sobre una retorta en la que deposita extraños extractos minerales mientras intenta descifrar arcanas fórmulas transcritas en un vetusto grimorio...Supongo que la escena podría describir someramente un fugaz momento en la vida de esos buscadores de la sabiduría, precedentes medievales de la química moderna, que pasaron a la posteridad con el nombre de alquimistas.

Alquimia es una voz árabe que referencia la tierra negra que hace posible la vida en el remoto Egipto.Representa la búsqueda del principio creador de la vida, de la esencia de la misma.Tal búsqueda se extiende al mundo material, al cuerpo y al espíritu humanos.La piedra filosofal, lapis philosopharum, simboliza el hallazgo de la clave material que permite la transmutación de cualquier metal en el ideal de la perfección, el oro.El elixir de la juventud, de la inmortalidad, de la larga vida representa la materialización corpórea del ideal alquimista.Finalmente, la consecución de la Gran Obra permite al alquimista alcanzar un estado superior trascendente que supone la elevación del espíritu.

Sin duda, una labor ímproba para el alquimista, entregado a una eterna investigación sin frutos aparentes, peligrosa por sus implicaciones teológicas y por sus atrevidas experimentaciones.La imagen que se ha transmitido para la posteridad es la del genio entregado a la suprema aspiración representada por la supuesta panacea de la piedra filosofal.Tal noble empeño debió atraer a numerosos embaucadores sólo interesados en la vertiente pecuniaria de esta arcana disciplina.Para salvaguardar el conocimiento adquirido del asalto de viles profanadores, los alquimistas encerraron sus hallazgos bajo claves criptografiadas sólo al alcance de ciertos iniciados.Asistimos a las primeras bocanadas del esoterismo, al cifrado del conocimiento, de la información para evitar que mentes irreverentes tengan acceso al mismo.

Ilustres personajes como Paracelso, Ramón Llull, Roger Bacon, Nicolás Flamel, se convirtieron en formidables eruditos que buscaban la sabiduría trasteando entre atanores, redomas, vapores y extractos.Aunque tamaña empresa excede la menguada capacidad humana, es de justicia reseñar la contribución de estos osados exponentes de la eximia ciencia medieval al descubrimiento de ciertas sustancias como el aceite de vitriolo, el agua regia, el agua fuerte, el amoníaco.

Los alquimistas son un fiel exponente de la doctrina hermética, de la ocultación premeditada del conocimiento, de forma que sólo será accesible para áquel que reúna las condiciones necesarias que le permitan la comprensión de las claves de acceso.Curioso, en una época de tinieblas perpetuas sobre la denostada existencia humana, el conocimiento se empapa y se mimetiza dentro del ambiente general.Los tiempos modernos han supuesto todo lo contrario, el acceso universal al conocimiento.Aunque cabe preguntarse si se prefiere la cantidad a la calidad.Posiblemente, los alquimistas conocían profundamente la naturaleza humana.

Por cierto, jamás se llegó a constatar el hallazgo de la deseada piedra filosofal.Tal vez, nunca constituyó un deseo real en la privilegiada mente de los alquimistas.

Saludos.

Etiquetas: , , ,

Hit Counter