<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d19486965\x26blogName\x3dPaladeando+esencias\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dTAN\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/\x26vt\x3d9219698896640041428', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script> <!-- START: PDF Online Script --> <script type="text/javascript"> var authorId = "E2CB4839-2DCC-4AA3-B4EC-CACC80A65E8A"; var pageOrientation = "0"; var topMargin = "0.5"; var bottomMargin = "0.5"; var leftMargin = "0.5"; var rightMargin = "0.5"; </script> <script type="text/javascript" src="http://web2.pdfonline.com/pdfonline/pdfonline.js"> </script> <!-- END: PDF Online Script -->

lunes, agosto 20, 2007

ENSAYO

Si se me concede licencia para ironizar acerca de lo que estimo un atisbo de realismo utópico, creo que es de rigor partir de la base de que cualquier exacción previa se debe duluir ante la urgencia del momento presente.

Profundizando en los turbios orígenes del sagrado linaje que se halla en la mente de todos y cada uno de los que se reconocen como creyentes, no sería justo postergar deliberadamente una cuestión candente que tiñe inexorablemente la discusión como lo es la posición hegemónica de la moral judeo-cristiana sobre otras concepciones teológicas dentro de nuestro marco geopolítico.

Enarbolando la enseña de la neutralidad por encima de todo, aunque sea una cruz la que decora el blasón que preside el portalón de la casa solariega de mis antepasados, y sin pretender establecer un prototipo de equidistancia respecto a todas las diversas opciones que aúnan una visión trascendente el mundo y un modelo de virtudes y valores complementarios, estimo oportuno sugerir que la noción que unos y otros tenemos del acto de delinquir difiere sensiblemente según cómo, cuándo, dónde y a quién se le inquiera sobre el particular.

La historia y la literatura universales recogen dentro de sus páginas no pocos casos en los que flagrantes actos que ahora unánimemente son considerados punibles y altamente reprobables se convierten en bucólicos pasajes para solaz del pueblo iletrado y sus actores principales adquieren la aureola de héroes legendarios y adalides de los más débiles ante las fuerzas opresoras representadas por invasores, funcionarios o rapaces agentes de la autoridad, ya sea ésta civil o religiosa.

Cabe señalar que tales binomios, injusticia-libertador, lejos de quedar relegados como endemismos, siguen proliferando por todo el orbe y gozan de salud inmejorable.Ensimismados en nuestra vacua prosperidad, fraguada en los oropeles de las cámaras legislativas de las potencias democráticas del civilizado Occidente, sin olvidar la suntuosidad y el boato de la corte pontificia con sus tiaras, estolas y demás parafernalia añadida, mostramos un pesar hipócrita y superficial ante la elevada siniestralidad que sigue martilleando sin piedad la sangrienta escena cotidiana de lugares tan sociopolíticamente convulsos como Irak o Afganistán.

Pesimista por vocación y por naturaleza, no percibo en lontananza ni un solo claro que disipe los agoreros nubarrones que se abaten sobre los cielos de Oriente Próximo, máxime si atendemos a las constantes invectivas de George Bush Jr. , cuyo reiterativo discurso se enroca en su aparente y fingida disonancia.Una postura, defendida a capa y espada, incluso en contra del sentir mayoritario de la sociedad norteamericana, que tan solo rolará hacia otro nuevo horizonte cuando el ínclito presidente texano haya logrado cumplir sus objetivos en la conflictiva zona.

Es tan turbulento el panorama irakí que, a día de hoy, en sus calles y mercados, aquellos que todavía no han sufrido el atroz azote de una violencia terrorista fratricida de compleja erradicación, se habla más de balística que de las huras del trigo que debería poblar los exánimes campos mesopotámicos.

Cierto es que existe una acentuada hipertrofia divulgativa respecto a todo lo que acontece en Irak, consecuencia directa de la importancia que cobra para Occidente el rumbo y el destino final de una nave irakí que parece varada en el desierto, enfáticamente hundida en el rico légamo arrastrado por Tigris y Eufrates.

Todo parece indicar que EEUU pretende mostrar ante el mundo un arquetipo de actuación a seguir para domeñar y resolver graves contratiempos estratégicos de más que escabrosa y rebuscada resolución.Pero más allá de erráticos modos de algunos inconscientes soldaditos, con una concepción personal de lo lúdico rayana en la perversión ética, la imagen que está trascendiendo para el ciudadano de a pie español, francés, italiano o alemán difiere sensiblemente de la que publicita el mandamás de la Casa Blanca.Es más cercana a la visión de esas lóbregas y abarrotadas cárceles, las mismas en las que se cometieron los desmanes del régimen dictatorial de Saddam Hussein, en las que unos miserables y denigrados prisioneros de guerra purgan, sin comerlo ni beberlo, en un remedo de limbo impersonal, los crímenes que se cometieron y que se siguen cometiendo.

Desde esta resguardada posición de alcurnia occidental, este vaticinio que comenzó previniendo sobre el peligro inherente a caminar sobre las arenas movedizas del prejuicio, acaba inclinándose bajo la pulsión de ese elemento distorsionador de cualquier controversia que se precie.Somos humanos y, como tales, expuestos a errar.Una y otra vez.

Saludos.

Etiquetas:

domingo, agosto 19, 2007

NINO BRAVO

Aquella fatídica mañana del 16 de abril de 1973 se truncaba la exitosa carrera musical de uno de los más grandes intérpretes en lengua castellana, Nino Bravo.Con apenas 28 años ya había conseguido una enorme popularidad fraguada en tan sólo 61 canciones, algunas de las cuales permanecen como clásicos románticos.Muchos de nosotros no lo llegamos a conocer, aunque su memoria sigue muy viva merced a sus baladas y a su potente y modulada voz de tenor.

¿Quién no se ha extraviado entonando aquella preciosa tonadilla de Un beso y una flor?.Una ensoñación romántica que alcanza su culmen en el tema Noelia, la crónica de un amor platónico, imposible, uno de esos que se escabullen antes de empezar.O ese canto a la libertad, Libre, con tintes un tanto subversivos para el régimen franquista.América simboliza un canto alegre a la esperanza, a la ilusión que nunca se debe perder.Ninguna canción es más representativa de su trayectoria musical que Te quiero, te quiero, un tema que desprende angustia, ansiedad, impaciencia ante una desgarradora declaración de amor.

Tal vez esa imperecedera vigencia de sus canciones se halle íntimamente relacionada con la universalidad de ese impulso que mueve el mundo, que se convierte en el leitmotiv de nuestras vidas, el AMOR.Cualquier alma henchida de amor ha soñado alguna vez en que más allá del mar habrá un lugar, donde el sol cada mañana brille más.Y no pocos han experimentado la impotencia de no haber vuelto a verla, sólo sé que se llama XX.Nino Bravo que estás en los cielos, no olvides a tus devotos y rendidos admiradores y deleitanos, no importa la hora ni el lugar, una vez más con tu angelical voz.El amor siempre pide paso.

Saludos.

Etiquetas: ,

sábado, agosto 18, 2007

MALINDI

Durante las postrimerías del siglo XV se asiste en la península ibérica a una serie de acontecimientos, el más significativo es la toma de Granada por los RRCC y el consiguiente final de la presencia islámica sobre suelo hispano, que suponen el tránsito efectivo entre la Edad Media y la Edad Moderna.Dentro del generalizado resurgir de los valores humanistas, la ruptura de los encorsetados esquemas medievales y el retorno a la confianza en la razón humana, se debe enmarcar una osada empresa que abrirá nuevos horizontes más allá de la vetusta Europa.

Si bien Cristóbal Colón, nominado como descubridor del continente americano, orientaba su búsqueda de Catai y Cipango hacia occidente, desafiando los agoreros presagios acerca de monstruos marinos o fines del mundo, la otra potencia naval ibérica, Portugal, ponía la proa de sus navíos justo en sentido opuesto, buscando la protección otorgada por la circunnavegación del continente negro para alcanzar las tan deseadas islas de las especias de Oriente.

Tras varias décadas de exploraciones tanteando la ruta a seguir para alcanzar el objetivo deseado, fue Vasco da Gama el navegante luso que consiguió finalmente doblar el funesto cabo de las Tormentas.Su periplo continental continuó a lo largo del litoral africano hasta arribar a la costa keniata.Una vez desenmascarada una sediciosa trama con la que se pretendía entregar las naves al sultanato de Mombasa, Vasco da Gama se dirigió al norte hacia la vecina Malindi, tradicional enemigo de Mombasa, cuyo reyezuelo lo recibió con todos los honores e incluso tuvo la deferencia, en atención a su real empresa, de ofrecerle un piloto árabe pleno conocedor de la travesía del Océano Indico.

Vasco llegaría a Calicut un 20 de mayo de 1498, abriendo definitivamente al comercio europeo la vía oriental hacia las Indias.Antes de partir hacia tierras indias, Vasco da Gama hizo erigir un pilar coralino sobre un promontorio próximo a la costa swahili que aun hoy se puede admirar en el mismo sitio en el que lleva la friolera de más de 500 años.Todo un hito en el ámbito de la exploración geográfica.Aunque no se deben restar méritos a la hazaña del insigne explorador portugués, lo cierto es que los árabes ya llevaban varios siglos comerciando a través del Indico con todo tipo de mercancías, también el tráfico de esclavos.Y es sintomático que, a pesar del tiempo transcurrido, con pequeñas variaciones inherentes al paso del tiempo, la percepción que se tiene de los roles de negros, árabes y blancos parece estancada en aquellos lejanos tiempos.Al igual que la visión del monolítico pilar que desafía al bravío océano Indico.

Saludos.

Etiquetas: , , ,

viernes, agosto 17, 2007

ANEA

Aunque 30 años parezcan un lapso de tiempo considerable a escala humana, lo cierto es que apenas representan un instante dentro de la infinitud del Universo.Hace 30 años que, acuciados por un retraso secular de siglos y un oscuro período de autarquía y escasez, en muchos hogares españoles, al menos en el entorno rural, se fabricaban enseres y mobiliario para la vivienda familiar.Una labor artesanal que para muchos se convirtió en el único modo posible de ganarse el pan que llevarse a la boca.

Recuerdo una de esas tardes de sol abrasador saliendo a la puerta de casa.Sigilosamente observo como el tío Pedro, enfrascado entre cepillos y hebras, sentado en el fresco zagúan de su vivienda, cigarrillo en la boca y con una mueca de profunda concentración en su oliváceo rostro, perfila y modela los listones de madera que compondrán el armazón de lo que será una silla de anea.Quizás emplee un día completo para crear una de sus sillas de diseño exclusivo que seguramente ya está apalabrada con algún vecino de nuestra misma calle.

Otro día permite ser acompañado por una recua de mozalbetes, previa advertencia de que con la burra no se juega, hacia la ribera del río en busca de la materia prima que sirve para tejer el asiento de la silla.Apenas se llega a un recodo donde el río se remansa, aparece una mancha de aneas, una planta que crece en el agua, de hojas alargadas y tremendamente afiladas que, una vez secas, se transformarán en flexibles fibras.Aunque para la muchachada resulte mucho más divertido desgranar al aire las compactas espigas en las que se agrupan sus flores, llenando la superficie fluvial de una original lluvia floral.Estampas de verano, retratos de otra época.Ahora, las aneas no tienen quién las teja.Habiendo Leroy Merlin o Ikea, ¿quién las necesita?.

Saludos.

Etiquetas: , , ,

sábado, agosto 11, 2007

MORENA

Sin necesidad de interpelar a alguna de las rara avis que muy de tarde en tarde se dejan caer por este su blog amigo, en este post se va a tratar sobre otras morenas mucho más esquivas que habitan los fondos marinos.Sobre lo que no hay duda posible es que, puesto a elegir, prefiero encontrarme en un callejón oscuro con una de esas contadas visitantes virtuales antes que sufrir un desagradable sobresalto al topar con una morena bajo el agua saliendo de su escondrijo.

Bajo la denominación genérica de morena se agrupan más de 200 especies de peces pertenecientes a la familia de los murénidos que a su vez se subdivide en 15 géneros.Como características comunes a todas ellas, su cuerpo es alargado y extraordinariamente flexible, lo que les permite resguardarse entre las grietas de los arrecifes en los que viven, sólo disponen de una aleta dorsal que recorre todo su dorso para unirse a la caudal y están dotadas de unas fuertes mandíbulas para cazar sus presas, no en vano son voraces predadores.

No es un animal dócil ni amistoso y muestra una actitud violenta ante la invasión de su espacio vital.Si a ello unimos su aspecto serpentiforme, algunos ejemplares llegan a alcanzar un metro y medio de longitud, y esas amenazadoras fauces siempre desafiantes, no es de extrañar que en muchos lugares se la equipare con el rango de monstruo marino.Y aunque por su tamaño está lejos de ser una amenaza real para el ser humano, eso no es óbice para que aparezca en algunas de nuestras más horribles pesadillas.¿Quién no ha soñado alguna vez con una morena?.

Saludos.

Etiquetas: ,

viernes, agosto 10, 2007

BLUE VELVET

Si nos ponemos a enumerar baladas que sean dignas de recordar, estoy seguro de que la mayoría mencionaría uno de los grandes éxitos de Bobby Vinton, su Blue Velvet del año 1964.La aterciopelada, nunca mejor dicho, voz del intérprete es como una suave caricia en el oído que estremece desde los pies hasta el último pelo de la cabeza.Escuchando la canción uno no puede evitar dejarse subyugar por el tono encantador y cautivador de la melodía.

Tal tema es una parte esencial dentro del film que, con el mismo nombre, el polifacético y nunca siempre bien comprendido David Lynch rodó en 1986, tan metódico como en todas sus películas en la elección del reparto, nunca falla su actor fetiche, un jovencísimo Kyle McLachlan, así como en la banda sonora, a cargo de su inseparable Angelo Badalamenti.Y como con el resto de sus filmaciones, tampoco está dejó a nadie indiferente.

Bajo el prisma de una peculiar concepción de un nuevo cine negro, Lynch construye una trama que entrelaza corrupción, perversión y pasión amorosa a partes iguales, sin abandonar su enfermiza pasión por las situaciones aparentemente inconexas que pululan por cada uno de esos primeros planos a los que tan aficionado es el director norteamericano.Una sensual Isabella Rossellini consigue una convincente interpretación de un personaje atrapado entre la sumisión y el masoquismo, a la par que Dennis Hopper borda, algo bastante común en este genial actor, su papel de retorcido y libidinoso mafioso de barrio.Tomando prestada del filme una de esas crípticas frases que se repiten hasta la saciedad, este mundo es extraño.David Lynch, un mundo.

Saludos.

Etiquetas: ,

jueves, agosto 09, 2007

ASENSI, MATILDE

En lo tocante a la literatura actual, no existe una correspondencia entre las opiniones de los críticos literarios y las de los menos avezados lectores.Incluso dentro del brillante panorama literario de nuestro país se puede asistir a una enconada y larvada contienda entre los defensores y detractores de una y otra visión.Si atendemos a la calidad literaria de una obra, está claro que implicará una sensible reducción de su cuota de mercado.Otros simplemente plantean que los libros son para ser leídos y que cuanta mayor cantidad de gente lea significará que, como dice el refrán, el cliente siempre tiene la razón.Y si trasladamos la controversia a la calle, también perviven ambas concepciones acerca de la creación literaria.

Seguramente Matilde Asensi, alicantina de origen y periodista y escritora de profesión, cuenta con sus correspondientes correligionarios y detractores.Ya desde su primera novela, El Salón de Ámbar, 1999, Asensi demuestra una inclinación por la trama histórica que seguirá desarrollando a lo largo de sus obras posteriores y que la sitúan, merced a su concienzuda labor documental, dentro del escogido grupo de autores que cuentan sus libros por miles de ejemplares en sucesivas ediciones.En cada una de sus novelas, por descabellado que sea lo que ocurra en ellas, se percibe un oscuro trabajo y un elaborado estudio del marco histórico en el que se desenvuelve su argumento, algo que, sin embargo, no dota de calidad un escrito por muy fiel que sea al original.Y es indudable que consigue atrapar al lector dentro de la trama, de forma que parece que sea el mismo buscaletras el que ríe, llora, trepa, retrocede, grita o suspira.Su narración es dinámica, sencilla, a veces trepidante y es acertada la elección de los episodios históricos, normalmente intentando rellenar huecos vacíos en la cronología mundial.

Mi versión es que, aunque no considero sus obras como excelsas obras de arte literario, nunca creo que vaya a ganar el Nobel, sí que es cierto que encuentro en ellas multitud de alicientes para seguir leyéndolas porque, y es algo que valoro en su justa medida, es capaz de generar inquietudes o abrir vías desconocidas que me sugestionan y me enganchan.En cierto modo, la vida es un continuo aprendizaje y gracias a Doña Matilde, Asensi, sigo en la brecha aprendiendo.A leer lo primero.

Saludos.

Etiquetas: , ,

miércoles, agosto 08, 2007

BASURA

Vivimos inmersos dentro de una sociedad consumista que oferta y demanda constantemente todo tipo de bienes de consumo que, una vez extraído el provecho correspondiente, generan desechos que habitualmente solemos depositar con civismo dentro de esos enormes contenedores de diversos colores que pueblan la geografía urbana de nuestras ciudades y pueblos.Ya todos tenemos asumido que el reciclaje de residuos es necesario para preservar un medio ambiente saludable a la vez que para reutilizar materiales que de otra manera habría que obtener de alguna manera menos directa y más costosa.El acto de depositar las diferentes bolsas de basura en su contenedor habilitado es algo cotidiano y como tal, monótono.No desconocemos el hecho de que, apenas unas horas despues, unos operarios vaciarán sus contenidos y se volverá a repetir ese ciclo de llenado y vaciado.

Quizás habría que preguntar a los habitantes y visitantes veraniegos del litoral granadino, concretamente Almuñécar, si ese acto de soltar la bolsa de basura no se ha convertido en un suplicio cada vez más insufrible.Porque, despues de varios días de huelga de los trabajadores encargados de la recogida de basuras, ya son miles de toneladas las que esperan, desbordando la exigua capacidad de los contenedores, ser retiradas de las vías públicas.Parece que un miasma pestilente y nocivo para la salud agrede indiscriminadamente las fosas nasales de todo el vecindario.Y eso que el consistorio, en una medida acertada, ha decidido cancelar las ferias municipales.

Llego a una conclusión respecto a las huelgas y los huelguistas, que con todo derecho ejercitan su libertad para protestar ante una situación que estiman injusta.Y es que como en todos los órdenes de la vida, también existen categorías de huelguistas y huelgas.Cuando los trabajadores que hacen uso de su derecho a la huelga pertenecen a un sector digamos estratégico para el mantenimiento del bienestar o la riqueza de una comunidad, dígase pilotos de aeronaves, basureros, conductores de buses o trenes o personal sanitario, la propia urgencia asociada a sus servicios obliga a la parte interpelada con demandas salariales o de otro tipo a pasar por el aro de las reivindicaciones solicitadas.Con esto no pretendo establecer una escala de valores reivindicativos, aunque contemplo con sana envidia las evoluciones de estos compañeros asalariados que, por hache o por be, siempre se salen con la suya.Sin duda, sus condiciones pueden ser justas.Pero no menos que las de los demás.Y ahora, por el bien del turismo en la costa tropical, que pare la huelga, que no hay quién respire.Manu, que lo sufras en silencio.

Saludos.

Etiquetas: , , ,

martes, agosto 07, 2007

MI VIDA SIN MI

De manera inherente, al milagro de la vida le acompaña el estigma de la muerte, la vida y la muerte son dos acontecimientos que ocurren de forma natural y pese al dolor lógico ante el deceso de una persona, no cabe sino resignarse ante un hecho ante el que todos, absolutamente todos los seres humanos, debemos enfrentar alguna vez, cuanto más lejana mejor.Es natural, asimismo, que de vez en cuando elucubremos acerca de esa cesación vital a la que, sin provocar miedo, al menos es aconsejable mantener un cierto respeto.

Una de las más prometedoras directoras de cine del panorama nacional, Isabel Coixet, elaboró un reflexivo film acerca del tema que menciono arriba.Allá por el año 2002 se presentó Mi vida sin mí, protagonizada por un elenco multinacional de actores y actrices que dan vida a un conjunto de personajes cuyo eje principal es la protagonista de la historia, una joven que, en la flor de la vida, recibe un mazazo que le hará pensar seriamente acerca del valor de su propia vida.

¿Cómo sería el resto de tu vida si realmente pudieras cumplir con tus sueños inmediatos?.Bajo esta premisa se desarrolla el argumento de la cinta, un elaborado monólogo interior que ahonda sobre cuan inane llega a ser nuestro paso por este mundo y cuan valiosa es la existencia que hemos sido afortunados de recibir de nuestros padres.Y aunque pueda parecer interesante, siempre es preferible pensar en mi vida conmigo que sin mí.Claro está que la vida sigue, sin tí, sin mí, alguien queda siempre.

Saludos.

Etiquetas: , ,

lunes, agosto 06, 2007

TOKAPU

Cuando un puñado de soldados españoles comandados por Francisco Pizarro, procedentes de Panamá, establecieron contacto con indígenas nativos del altiplano peruano, súbditos del poderoso Inca, tanto unos como otros se apercibieron de que existía una distancia insalvable entre ambas civilizaciones a todos los niveles.Para los buscavidas de este lado del charco, aquellos diminutos hombrecillos de tez arrugada y tostada por el extremado clima andino representaban un estado de desarrollo humano que sus antepasados europeos hacía ya tiempo que habían superado.

La astucia del perspicaz Pizarro le sirvió para, soslayando un peligro tangible de ser reducido por un pueblo que superaba sus efectivos en una proporción desorbitada, derribar un sistema imperial en aparente armonía y prosperidad y sembrar la cizañosa semilla de la occidentalización y por ende, la cristianización.A pesar de que los incas desconocían el hierro y como tal no disponían de armamento oponible al equipo de combate español, no era tarea fácil someter a varios millones de ciudadanos del imperio inca con poco más de 180 hombres y 38 caballos.La tremenda sorpresa de ver por vez primera hombres blancos dotados de pobladas barbas y montados en enormes animales nunca vistos, junto con sus atronadores cañones y arcabuces debió jugar un papel fundamental a la hora de rendirse al desconocido invasor.Colisiones culturales como la que nos ocupa las ha habido a manos llenas y como en casi todas, siempre una debe declinar bajo la imposición de la más fuerte, que no la mejor ni tan siquiera la más desarrollada.

Es ampliamente conocida la fabulosa tradición textil del pueblo inca que usaba como materia prima principalmente la lana procedente de llamas, alpacas y vicuñas, esos camélidos americanos tan ligados al relieve andino, para elaborar sus prendas cotidianas.Uno de los motivos recurrentes que abunda en la iconografía textil incaica se conoce como tokapu.Viene a ser un estilo decorativo textil a base de cuadrados con dibujos geométricos o simbólicos que solía emplearse para las más elegantes prendas de las élites que detentaban el poder en la sociedad inca.

Sabemos que los incas no poseían un sistema de escritura y, al hilo de los tokapus, algunos estudiosos de la cultura inca precolombina han llegado a preconizar la existencia de un tipo de criptografía o escritura ideográfica cuya clave reside precisamente en esos misteriosos y coloridos cuadrados de tela.Hablando en puridad, cabe atribuir el origen del tokapu a una civilización anterior a la incaica, habitante del entorno del lago Titicaca, de la que descienden los actuales aymaras de la región.Casualmente, los mismos que elevaron las colosales moles pétreas de Tiwanaku y su enigmática Puerta del Sol.Misterios vendo y para mí, no quiero.

Saludos.

Etiquetas: , ,

Hit Counter